Cómo se hace el cierre contable de una empresa

En cualquier empresa es obligatorio llevar al día la contabilidad, con lo cual hay una serie de documentos que hay que cumplir ante Hacienda con el fin de que verifiquen de que todo va bien. Uno de los momentos más importantes es a final de año en donde se hace el cierre contable y por lo tanto el cierre del ejercicio fiscal.

Qué es el cierre contable

El cierre contable se hace a finales de año y de lo que se trata es de ver cómo ha ido la contabilidad de la empresa y hacer el cierre de cuentas para saber si da positivo o negativo, además de obtener otro tipo de informaciones.

Se trata de ni más ni menos que del cierre de las cuentas de la empresa y el análisis de la misma. Si se lleva la contabilidad de la empresa al día será más fácil, hacer toda la documentación que se solicita.

El cierre contable va a variar según el tipo de empresa. Generalmente éste coincide con lo que es el cierre del año natural de la propia empresa que es el 31 de diciembre de cada año.

Cuando se hace el cierre contable, las empresas tienen unos meses posteriores con el fin de presentar dichas cuentas a Hacienda. Exactamente se suele tener hasta junio del próximo año para presentar todos estos documentos.

Si no se tiene la contabilidad al día, sin lugar a dudas, hacer el cierre contable será mucho más complejo ya que nos traerá más inconvenientes pues serán mayores los tipos de análisis de documentación que deberemos de hacer.

Si utilizas un software para la contabilidad, entonces mucho mejor para todo.

Una de las partes más importantes del cierre contable es el balance de comprobación de sumas y saldos. Aquí hay que comprobar que los datos de la contabilidad coinciden con el definitivo en el Libro Diario. Así se sabrá que no hay ningún error en el Libro de la Empresa.

También hay que revisar el cuadro de cuentas del Plan General Contable. Y hacer un recuento real de las existencias no consumidas pues es lo que hay que restar a las existencias de la actualidad.

Otro de los puntos a ver es las deudas y créditos. Aquí hay que considerar las deudas que quedan pendientes para el propio año contable y las que quedan pendientes por cobrar en el siguiente ejercicio contable.

Como ves es algo un tanto complejo, por eso nosotros recomendamos que haya un profesional que ayude con eso que muchas veces tiene que ser externo. En Yuste Assessors podemos ayudarte con tu cierre contable. Contáctanos.

Comments are closed.